jueves, 25 de abril de 2013

Taller de Evangelismo





...Si consideráramos bien la historia de Jesucristo, nos daríamos cuenta que él fue el “primer” misionero cristiano, Él vivía en la gloria junto al Padre, no tenia necesidad de nada ni de nadie, tenia plenitud de todo (como muchos cristianos viven hoy), sin embargo, el decidió hacerse hombre, vivir como un mortal, y morir en lugar de los pecadores, para que al final de toda su labor, millones de millones de personas se reconciliaran con Dios y fueran salvas.     Jesús no es “egoísta”, y pensó en nosotros, y nosotros somos llamados a ser como Jesús...

Texto extraído del Taller de Evangelismo "Usando la Luz"

Puedes descargar este Taller completo, haciendo Click aquí



Bendiciones
Grupo de Evangelismo
Mcca Chile.

Leia Mais…

miércoles, 2 de mayo de 2012

Nuestra Motivación



No hay que ser un teólogo o un erudito bíblico para saber cual es la gran comisión, Jesús dijo claramente antes de partir a los cielos ¡¡Id por el mundo y predicad el evangelio a toda criatura!! (Marcos 16:15) esa es la misión que se le ha entregado a cada uno de los creyentes en Jesucristo, no importando su edad, sexo o condición social.

Esta comisión la tenia muy en claro la iglesia primera, de hecho considero que gran parte del éxito de la misma, fue justamente el gran esfuerzo de la obra evangelistica en la iglesia primera, ellos, literalmente vivían y morían por alcanzar a más personas para el Reino de Dios, predicándoles el evangelio.

Ahora, sin el afán de criticar maliciosamente, debemos reconocer que la iglesia de Cristo está muy enfocada en prestar ayuda a los matrimonios, en potenciar el ministerio de jóvenes, en solventar los nuevos templos, en formar  los lideres eclesiales del mañana, y además, por supuesto, tienen un departamento de evangelismo, cuando la misión primordial de la iglesia de Cristo era (y aún lo sigue siendo) el predicar el evangelio a toda criatura.

Sin que nada de lo mencionado anteriormente sea pecaminoso ni malo en si mismo, considero que las prioridades están en la actualidad un tanto cambiadas, ya que si bien es la iglesia la que debe discipular tanto a los nuevos creyentes e inculcarles los principios del Reino, debemos ser consientes en reconocer que lo que hacemos por la obra misionera y el evangelismo, es mucho menor que lo que hacemos por cualquier otro departamento de nuestras iglesia.  

Pues, este es un llamado a despertar en darle la prioridad correspondiente a predicar el evangelio ¿por qué? pues simplemente por que hay gente que esta pereciendo sin haber oído jamás de Jesús, y no solo pereciendo en la eternidad, sino que hoy no pueden disfrutar de la vida abundante que nos ofrece la palabra de Dios (la biblia) por no conocerla.    Cabe preguntarnos ¿cuanto hemos hecho por que otros conozcan a Jesús como nosotros? pues si soy sincero conmigo mismo, debo reconocer que es muy poco mi aporte en comparación a todo lo que yo pudiera hacer por proclamar el evangelio de Cristo, y con eso le estoy haciendo un grueso favor al príncipe de este mundo, ocultando la lampara que el Hijo de Dios puso en mi corazón.

Dios les ayude y fortalezca en todo.

Atte,
Juan Lemuñir y Juan Carvajal
Encargados Depto. evangelismo Mcca Chile.

Leia Mais…

El por qué de la vida




Algunos miran el mundo como algo simple, solo vivir, comer, beber, crecer, casarse (si es que) tener hijos (por suerte o desgracia) vivir lo más extenso posible y luego fallecer... no digo que sea malo el tener ganas de realizar proyectos sobre la tierra como los expuestos, pero ¿qué pasaría si la muerte no fuera el final de la vida?
Un día creí que por el simple hecho de creer en que un Dios existía, ya tenía una cabida en lo que para mí era el cielo, pero aún así, algo vacio había en mi... ¿será suficiente con no robar, no matar o ser buena persona para ir al cielo? ¿existe el cielo? ¿quién es ese Jesús?
Han existido tantas definiciones y posturas sobre Dios que al final de un camino extenso por el encontrar el camino hacia la eternidad se hace más enredada y compleja que al principio de la búsqueda...
¿Que es lo que al final nos puede determinar, a los que creemos en la eternidad, si somos merecedores de ella?
Un día de Septiembre, siendo vendedor de libros, buscando dinero para pagar mi carrera de Técnico Jurídico, y con folletos de una mega Biblia en la mano, es que me metí a una “misa” de la comunidad Cristiana, el primer domingo no logre vender nada, pero estuvo todo muy bonito, increíblemente en cada canción había algo tan bonito que nunca mi corazón logro percibir antes, je… un tanto gracioso en ese momento, que aunque antes haber sentido cosas bonitas en iglesias evangélicas, nunca había sentido esa paz que aunque yo no quería que estuviera allí, golpeaba una y otra vez por entrar en mi corazón..
Tuve que ir el domingo siguiente, ahí estaba yo, sentado como en la 4º fila después del predicador, y terminado un sermón que no se que decía, en medio de una de esas lindas canciones que te hacen llorar en las iglesias, es que algo entro en mi, era esa paz que golpeaba una y otra vez dentro de mi ser, derribo la puerta y de un momento a otro el amor de Cristo invadió mi ser proponiéndome entregarle mi vida… por primera vez en toda mi vida el sentirme una buena persona no basto en mí, me di cuenta que era un hombre pecador, nadie me dijo que me arrepintiera, nadie se acerco a mí a predicarme el evangelio ni a “rezar” por mí, solo éramos Dios y yo… fue tan fuerte el impacto de su amor en mi vida que me sentí quebrar totalmente por dentro, y solo tenía unas inmensas ganas de pedir perdón al cielo, sentía que Cristo estaba abrazándome y en vez de culparme por cada pecado que se me venía a la mente en ese momento, solo podía sentir su amor sin condición, es como que sin palabras Dios mismo me dijera “Te amo, tal y como eres”…
Yo había leído mucho en mi juventud, por lo menos más que el promedio de jóvenes de mi condición social, y a pesar de concebir a Dios como un Dios bueno, ese día cualquier conocimiento sobre el cielo o la vida, se hacía vago delante de tanto amor… Desde aquel día de septiembre, mi vida se dividió entre antes de Cristo y después de Cristo, no por religión, no por palabrerías, sino por amor, por nada más que por el dulce e irresistible amor de Dios.

Los humanos tenemos una vacío existencial, algo que al parecer nunca se llena, y creo que es este vacío lo que lleva al hombre a ser trabajólico o ambicioso, o por el contrario, depresivo u ocioso, unos quieren llenar sus vacíos con vicios o excesos, otros con fanatismo religioso lapidando sus cuerpos y matando gente, y podemos buscar la salida en los conocimientos humanos, en sabiduría de vida, positivismo o lo que se nos ocurra, pero lo que realmente busca el hombre es así mismo, es lo que la humanidad perdió con el pecado de Adán, es encontrarse con Dios, y no en vanas y raras manifestaciones religiosas, sino con el único camino verdad y vida… Algo que aprendí no por leerlo sino por vivirlo, es que donde está el Espíritu de Dios ahí libertad, y es eso justamente lo que recibí cuando recibí a Cristo en mi corazón… el golpeo mi puerta, yo se la abrí, entonces descubrí el verdadero motivo de su muerte… mi salvación.

Gracias por su atención.

Atentamente,
Juan Lemuñir.

Leia Mais…

lunes, 27 de febrero de 2012

Sembrando la palabra



Leia Mais…